100 ideas que cambiaron el cine: “La Proyección y la experiencia colectiva”

0

cinematographe-lumiere.jpgEn nuestro apartado con las 100 ideas que cambiaron para siempre la historia del Cine, hoy nos adentramos en esa mágica y casi embrujada experiencia que significó para muchos la proyección de imágenes en movimiento en una pantalla de gran tamaño.

Si bien es cierto, la fascinación por las formas proyectadas se remonta a la época de Platón y su célebre mito de la caverna, hubo que esperar hasta finales del siglo XIX para que las imágenes en movimiento por fin parpadearan en una pantalla.

En cada etapa de la prehistoria del cine, las máquinas y los procesos se inventaron teniendo en mente a un gran público.

Como siempre todo el detalle de esta nueva entrega sobre las ideas que cambiaron el cine te lo dejamos, después del salto. 🙂

Idea n°5 | La Proyección

En 1420, el Bellicorum Instrumentorum Líber de Giovanni da Fontana contenía una ilustración que sugería el modo en que podía utilizarse un farol para aterrorizar a las tropas enemigas proyectando imágenes demoníacas en el aire.

A mediados del siglo XIX T. W. Naylor y Franz von Uchatius trataron proyectar imágenes a partir de aparatos ópticos; y Henry Heyl, Thomas Ross, Eadweard Muybridge y Ottomar Anschütz intentaron proyectar imágenes en movimiento partiendo de fotografías o de copias hechas a mano.

Sin embargo, Thomas Edison, a pesar de perfeccionar la cinematografía, falló a la hora de reconocer las ventajas comerciales de la proyección, pues los salones de kinetoscopio que contribuyó a crear fueron sustituidos por nickelodeons, en los que público de todas las edades, clases y razas aprendió las bases de la narrativa cinematográfica.

La llegada del Tren y el mito urbano

llegada_tren.jpgLa famosa anécdota de los espectadores agachándose durante la proyección de Llegada de un Tren, de Louis Lumière, es seguramente apócrifa. Sin embargo, no es tan descabellada como podría suponerse, pues cineastas pioneros y apasionados como el ex-mago Georges Méliès explotaron el sentido colectivo de asombro de la audiencia para cautivar, maravillar y desconcertar.

opening-sequence2.jpgEste entusiasmo por la sensación compartida explica el éxito de las sesiones de los sábados por la mañana para niños, de las dobles sesiones nocturnas de terror o suspenso, así como de las versiones de musicales tarareadas por el público, como Sonrisas y Lágrimas [The Sound of Music, 1965] o Grease [1978].

La proyección ayudó a hacer del cine un pasatiempo socialmente aceptable. Para atender la demanda, se industrializó el proceso de producción y surgieron los géneros con el fin de moldear los gustos del público y de reducir el riesgo de fracasar en taquilla.

Llega la Televisión y la crisis del Cine

Para satisfacer la necesidad de novedad y de espectáculo por parte de los espectadores, se crearon nuevas tecnologías y estrategias narrativas. Pero el entretenimiento popular también podía utilizarse como forma de control social; así, la censura suprimía ciertas ideas mientras que promovía otras más propicias para quienes financiaban los estudios o proporcionaban subvenciones estatales.

Este aspecto demostró ser muy útil en tiempos de crisis nacional, pues los mensajes de propaganda en los largometrajes, documentales, noticiarios y cortometrajes educativos garantizaban la mayor audiencia posible.

La asistencia a las salas cayó en picada en el periodo posterior a la segunda guerra mundial por la competencia de otras actividades de ocio como la televisión. Los estudios, a principios de la década de 1950, acabaron vendiendo las películas para el consumo doméstico y continuaron invirtiendo grandes sumas de dinero en la gran pantalla, el color y la tecnología estereofónica para hacer salir a la gente del salón de su casa.

Hollywood también experimentó con el 3D, los autocines y los géneros de explotación para atraer a las generaciones más jóvenes. Este énfasis en atraer a la juventud a los centros multisala con producciones repletas de efectos especiales ha sostenido la llamada “era de las películas taquilleras” desde mediados de la década de 1970.

A pesar del despliegue de la digitalización, la proyección ha cambiado poco desde 1895. Sin embargo, aún resta por ver el impacto que tendrá el previsible surgimiento del cine interactivo en la experiencia colectiva tradicional.

100 ideas que cambiaron el Cine, se vale compartir!

Recuerda, cada Martes de cada semana, por lo menos de aquí a un año, encuentras acá una de las 100 interesantes ideas que cambiaron para siempre la historia del cine. Compártelas, siempre hay alguien que necesita información certera e interesante sobre la historia del cine. La semana que viene, comenzamos a tratar sobre los incipientes efectos especiales en Las Películas de Trucos!

Saludos!

Voy a compartir esto!Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn1Share on Tumblr0Print this pageEmail this to someone

Escribió este post

Comunicador Audiovisual. Docente algunas veces por semana. Donante de órganos y fundador de esta humilde comunidad. Las cosas personales las publico en www.bassofia.com

Leave A Reply