5 motivos por los que el 3D no funcionará en tu casa

1

Ayer por la tarde y gracias a esa maravilla llamada Internet pudimos asistir a una completa charla sobre 3D organizada por la gente de Ultimate Media al otro lado del charco. Más específicamente en España.

En nuestro Twitter consignamos algunos datos interesantes de las ponencias. Increíble como por estos lados estamos tan faltos de este tipo de charlas por parte de profesionales, sobre todo en las escuelas.  Lee después del salto los puntos importantes y los 5 motivos por los que según The Wrap el 3D nunca estará en el televisor de tu pieza.

3Dtv.jpg

Una de las cosas que más claro nos quedó es que el 3D se trabaja de una manera en Cine y de otra muy distinta cuando pensamos en TV. Eso incluye sobre todo la transmisión de deportes, algo que ya se ha estado haciendo de manera experimental en Estados Unidos.

  • Aprendimos por ejemplo que el término Parallax hace referencia a la desviación angular de la posición aparente de un objeto. Para más detalles ver Paralaje en la Wikipedia.
  • Que la percepción de una imagen 2D depende de la distancia, de la textura, del movimiento… En 3D en cambio es lo que capta cada ojo.
  • Que la producción estereoscópica es la tercera revolución en el mundo de la comunicación y ha venido para quedarse. Esto nos llevará a todos a necesitar urgente aprender nuevas reglas de producción audiovisual para adaptarnos al 3D, pero será un bonito reto.

La parte triste…

Tan prendidos quedamos con el tema que ya nos hacíamos a la idea de disfrutar pronto de la tecnología en nuestras casas, fue cuando nos encontramos de frente con una extensa publicación del sitio norteamericano The Wrap en donde nos citan 5 puntos claves de por qué esto no debiera resultar [por lo menos no en el corto plazo] que resumimos a continuación:

  • La primera se refiere, por comparación, al tiempo de despegue de la Alta Definición: [sobre todo en Chile donde ahora se planea revisar el proyecto de ley pendiente en la cámara]reconociendo que las pautas son ahora más rápidas, cree que los tiempos de creación de un número de canales suficiente y de adopción de pantallas basándose en la experiencia de la alta definición hacen todo más lento de lo esperado.
  • La segunda tiene que ver con los costos. No sólo considera alto el de los monitores, sino  también el de las gafas o lentes. Como ejemplo, cita un modelo de Panasonic en EE.UU. que sólo se vende con un par de gafas y cada par adicional costaría 150 dólares [cerca de unos $80.000 CLP]| Algo que también se dijo: es mucho más económico adaptar una de las nuevas pantallas para el 3D utilizando gafas, que fabricar otras nuevas con pantallas polarizadas. Es una tecnología totalmente distinta.
  • En tercer lugar, cree que la cuestión no son los intereses de los fabricantes, deseosos de mantener márgenes y renovar parques para su negocio, sino los de los consumidores. Y los consumidores tienen tendencia a conformarse con menos [particularmente, en lo que se refiere a resoluciones de imagen y precisiones en el color, algo que suele preocupar a los profesionales, he comprobado que el público suele ser muy generoso con sus exigencias] | Para nosotros como profesionales esto puede parecer extremadamente raro, pero debo decir que he conocido mucha gente que se conforma incluso con ver televisión en su antiguo monitor de Pc utilizando una muy pedestre conexión a Internet.
  • Como cuarto inconveniente, se hace referencia en la experiencia: la televisión social, no encaja bien con las gafas. Es decir un espectador multi tarea no podría funcionar con su Twitter y su chat mientras ve el show. Fenómeno harto frecuente hoy [la cuestión sería si existirá una experiencia doble en el hogar, la de la atención profunda – ¿Avatar? – o la de la cotidianidad; pero lo cierto es que los deportes en televisión son muy sociales y las gafas podrían frenarlo]
  • Como quinta y última, se señala que el living de una casa no es un cine. Y que la apabullante experiencia cinematográfica del 3D no alcanza la misma dimensión.

En cuanto a los deportes, se trató también el tema como un punto especial. Sucede que el 3D en cine por ejemplo, logra su mejor efecto en planos extendidos, ya que cuando el cerebro del espectador logra asimilar el efecto, es cuando comienza a disfrutarlo. Algo a lo que sin duda la televisión debe adaptarse y para lo cual, el deporte por su vertigo no coopera suficiente. De hecho se trabaja con menos cantidad de cámaras y con un montaje mucho más lento.

Intentaremos mantener este tema en nuestros pendientes y seguir escribiendo al respecto, así de paso damos una mano a las escuelas en donde todavía estamos lejos de presenciar exposiciones cercanas de verdaderos expertos.

Voy a compartir esto!Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Share on Tumblr0Print this pageEmail this to someone

Escribió este post

Comunicador Audiovisual. Docente algunas veces por semana. Donante de órganos y fundador de esta humilde comunidad. Las cosas personales las publico en www.bassofia.com